lunes, 27 de diciembre de 2010

AVIMARA VIII



Es tan difícil no amarte.
No puedo menos.
Has entrado rauda,
has podido vencerme
sin piedad,
sin misericordia,
construyendo tu nido
en mi corazón.

Pero de el
no podrás
salir
cuando quieras.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada